miércoles, 8 de enero de 2014

¡Abejas! Capítulo 2

Del dicho al hecho...


...¡Hay un trecho!
¿Quién iba a decir que había tanto trabajo tras la construcción de una colmena?
¡Tanto que hacer y tan poco tiempo! Llega el invierno y a ver quién es el valiente que sale con ese frío ¡es un suicidio! Más nos vale tener una buena provisión de polen y miel... Aunque bien visto es la mejor época para ampliar la colmena...

El diario de "¡Abejas!", capítulo 2.


Los pasos para la creacción de un juego son simples: idea - reglas - prototipo -testing.
Ahora bien, llevarlos a la práctica requiere esfuerzo, dedicación y paciencia... y tiempo, mucho tiempo.
Para mí lo más fácil es la idea, me viene así, ¡plaf!, de golpe a la cabeza, surge de cualquier parte, en cualquier momento. Después hay que valorar qué tipo de juego se puede hacer con esa idea, hay que imaginarse una partida, qué mecánicas se pueden o se quieren emplear, qué tendrá de atractivo... Y en mi caso, es el momento en que mi cabeza más trabaja y más me divierto.... imaginar, imaginar, imaginar... perfecto.


El siguiente paso es plasmar por escrito esas ideas, darles forma y montar un manual. ¿Por qué el manual ya? Porque yo misma me olvido de las reglas, porque me pierdo si intento contárselo a alguien, y porque se me da mejor organizarme sobre el papel (o frente a la pantalla). Mientras (y no puedo evitarlo), me enfrasco en el flamante mundo del diseño gráfico del juego (¿qué más da que sea sólo el prototipo y me deje una pasta en tinta de impresora? O.o). Es una época de puro trabajo práctico, me encanta.

Por casi-último llega el momento de imprimir y recortar algo llamado prototipo (casi lo es ya) para definir hasta qué punto es jugable. En este momento me aburro y suelo dejar los juegos sin terminar. Pero este no, no señor.... ¡¡adelante con él!! ¡A dejarse la pasta en la imprenta!

El otro día estuvimos Dibu y yo en plena vorágime bricomaníaca y conseguimos terminar las losetas del terreno ¡¡han quedado tan profesionales!! Qué felicidad cuando las acabamos... menos mal que no le dije a Dibu cuántas eran antes de empezar... pero yo sé el número... rondan las 70...
El resto lo he ido recortando y pegando durante la semana... He de decir que lo primero, primerísimo que hice fueron las abejas ¡de fimo! antes siquiera de tener ni medio claras todas las mécanicas.


Mecánicas... ¿Cómo se juega?


Quiero explicar así por encima cómo se juega a "¡Abejas!", pese a que está sin testear, en teoría el juego puede funcionar (en futuros mensajes ya veremos cuánto cambia esto xDD).
Actualización: El juego no funcionaba, ni iba a funcionar y las colmenas estaban destinadas a la extinción irremediable en 3 turnos.

Como ya expliqué en mi anterior mensaje, el juego se desarrolla en tres escenarios o tableros: el campo (terreno), la colmena y el tablero de vida de las abejas.
Durante la partida, las estaciones se suceden y cada una marca un evento distinto mediante el uso de cartas. Al principio de cada año se descubren las 4 cartas de evento de todo el año.

En cada turno, los jugadores irán realizando tareas según la edad de sus abejas (que se ve en el tablero de vida) empezando por las más viejas... ¿Cuál es la más vieja? La reina.

La reina pone un número de huevos variable en función de las losetas construidas en la colonia que aumenten ese modificador.

La siguiente fase consiste en salir a explorar y recolectar al campo. Es un campo desconocido y por tanto las losetas deberán irse descubriendo para ver qué recursos contienen, aunque también pueden contener enemigos o... ¡nada de nada! Y una vez descubierto un terreno nuevo, la abeja debe volver a la colonia a informar, dejando un rastro para sus compañeras. Según Dibu esta es la fase de "pick and delivery" (yo es que soy una inculta lúdica y no sabía como se llamaba a eso).
En cuanto la exploradora ha regresado las abejas recolectoras irán rápidamente en busca de los preciados recursos, siguiendo fielmente la ruta que la exploradora les ha marcado. Se puede asignar un grupo de varias abejas a cada ruta, para que recolecten de un plumazo (¿o de un aguijonazo?) todo lo que puedan. Todo lo que se recolecte irá a parar a los almacenes de la colmena... y si no hay sitio... qué desperdicio porque los recursos en el mapa se agotan...

También habrá que colocar a las abejas centinela en la entrada principalmente para proteger la colonia porque ¡¡un malvado abejaruco acecha!! y puede comerse a todas las abejas que vea. Se pueden derrotar enemigos no sólo para que dejen de molestar en el tablero sino porque otorgan dulces puntos de victoria. ¡¡Es la fase de la guerra!! (aunque poquita, que las abejas no son tan agresivas ¡cuidado!).

Durante la siguiente fase, es el turno de actuar de las jóvenes abejas obreras que no salen al exterior: cuidan a las larvas para alimentarlas (con cubos de miel y jalea), fabrican miel o jalea, y en invierno construyen y amplían la colonia. Obviamente es una fase de colocación de trabajadores y administración de recursos.

La construcción de la colonia se hace con losetas "de venta la público" pagando recursos y colocándolas siguiendo unas reglas al estilo del "Alhambra", así que ¡no se puede comprar por comprar! porque hay que pensar cómo y dónde se colocarán, previendo el poder terminar la cámara (cerrando todas sus paredes) para poder puntuar.
Aunque sólo se realiza durante los inviernos, definitivamente es una fase de colocación de losetas...

Actualización: Esta es la fase más indefinida del juego, a estas alturas aún no tengo claro cómo hacer las losetas o más bien cómo hacerlas funcionales y encajables (para que sea divertido jugarlo y no sea una locura crearlo).

Y finalmente... volvemos la vista a nuestro tablero de vida, para que las abejas de nuestra colonia envejezcan y por supuesto se alimenten. Si no alimentamos a nuestra colonia ¡¡las abejas morirán!!
A medida que las abejas van subiendo en el tablero, éstas se van haciendo más viejas y así tienen acceso a nuevas tareas. En la vida real, es cierto que sólo las abejas más viejas salen al exterior, mientras que las jóvenes se quedan en la colmena cuidando a las crías y fabricando miel.

Al final de turno, se elige el orden de turno de los jugadores con una breve fase de apuestas. Es la fase que más me ha costado implantar pero, tras los consejos de Dibu, aquí está (no me gustan las apuestas, siempre pierdo). Cada jugador escoge en secreto cuántos cubos de jalea real quiere dar de comer a su abeja reina; el que más cubos ponga, será el primer jugador, el siguiente será el segundo y así. Obviamente esos cubos vuelven a la reserva general y si te he visto no me acuerdo.

Y ¡fin del turno!
Al final de la partida, cuando se acaban los 4 años que dura (habrá que ver cuántos años son después de testearlo) se hace un recuento de puntos recibidos, enemigos derrotados, cámaras terminadas y abejas supervivientes, además de toda la jalea que nos ha sobrado. El que más puntos tenga demostrará que es la mejor colmena y ¡¡gana!! 

Tareas actuales


  • He terminado el manual (son 11 páginas en word nada menos), a excepción de la odiosa parte de construir la colmena, que no la encauzo.
  • Sigo sin tablero para 4 y 5 jugadores... ya se andará.
  • He terminado de imprimir, recortar y "montar" todo lo necesario para jugar a dos y tres jugadores ¡y no son pocas cosas! Hay fichas de abeja, figuras de fimo de abejas y larvas, el tablero, las losetas de terreno y colmena (estás sin cartón por ahora), puntos de victoria, fichas de enemigo, el tablero de estaciones para las cartas (con el de recuento de puntos por detrás), los tableros de vida en cartulina gruesa...
  • ¡¡Los cubos de recursos transparentes molan mil!! Pero me faltan unos pocos para un par de recursos.
  • El primer testing a 2 jugadores fue un desastre... no había por donde jugarlo. Los primeros pasos de ambos jugadores son idénticos y la colonia es insostenible. Requiere muchos ajustes en los costes y ganancias...
  • Ya tengo 3 conejillos de indias voluntarios (más Dibu, of course) para probar el juego a 4 jugadores... Me gustaría poder estar en persona pero no sé si mi horario de trabajo me permite estás cosas... ¡maldito trabajo! (ah no espera... que eso me da de comer).
Y esto es todo por hoy. ¡¡Hasta la próxima entrada!!

2 comentarios:

  1. Cuenta conmigo si quieres, si necesitas testear. Quid pro cuo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...